Miercoles 13 de Diciembre de 2017

Causa Nisman: “El me dijo que iba a empezar a trabajar conmigo gente de la SIDE”, dijo un custodio

21 Noviembre, 2017 7:15 PM, Buenos Aires. Por

El policía federal Rubén Benítez fue indagado por el juez Julián Ercolini. El policía rechazó la acusación del fiscal Taiano respecto a que lo dejó “solo” a Nisman el día en que lo asesinaron, reiteró que ese sábado 17 de enero de 2015 le pidió si podía comprarle un arma porque temía por sus hijas y aportó otro dato, además de la Policía Federal, al titular de la UFI AMIA también lo “custodiaban agentes de la ex SIDE”. Rubén Benítez es uno de los custodios que debían proteger a Nisman ese sábado 17 de enero. Como suboficial escribiente era el personal más antiguo y de mayor jerarquía en la custodia.

“El me dijo que iba a empezar a trabajar conmigo gente de la Secretaría (en referencia a la ex SIDE)” y que sólo los conocía por su apodo”, declaró Benítez, quien no logró consignar si esos agentes estuvieron hasta último momento entre los custodios del fiscal, ya que “la custodia de Nisman cambiaba todo el tiempo”. Benítez sólo recordó que el aviso de su jefe respecto a la incorporación de otros custodios ocurrió poco tiempo después de que empezara a trabajar con él.

Durante una hora, el policía que cuidió a Nisman unos quince años, subrayó que la relación con él no era fácil. “No le gustaba que lo llamemos mucho”, indicó. Respecto a las horas que el fiscal Taiano le atribuye haber dejado solo a quien debía cuidar, sólo añadió que “yo tenía más bien a cargo el traslado de él”, y que si bien el sábado el ex titular de UFI AMIA le preguntó si podía comprarle un arma porque temía por sus hijas, no le resultó “llamativo” y que recién el lunes -con Nisman muerto- denunció la situación.

Luego Ercolini escuchó al sargento, Néstor Oscar Durán. Sobre Benítez, Durán y otros dos custodios pesa una imputación por incumplimiento de los deberes de funcionarios públicos y bajo la premisa de que su “actitud negligente facilitaron el crimen”. Para el fiscal Taiano, era clave “analizar el accionar desplegado por el personal policial asignado para la guarda y protección de Nisman el fin de semana del 17 y 18 de enero de 2015”. En este escenario, consideró que los custodios en su condición de funcionarios públicos asignados a la custodia personal y de traslado del por entonces fiscal, incumplieron los deberes funcionales que tenían a su cargo, “al no proteger a su custodiado en forma debida, de acuerdo con lo estipulado por el Protocolo de Actuación N° 7 para la Custodia de Funcionarios y Dignatarios”.

F: Clarín

Facebook

Comentarios

Comentarios en Facebook