Domingo 26 de Mayo de 2024

CAUSA CROMAÑON: DENIEGAN ARRESTO DOMICILIARIO A COMISARIO CASI CIEGO

Publicado: 11-10-2013

Sin título

El ex subcomisario de la Policía Federal Carlos Díaz, condenado a ocho años de cárcel por el incendio en el boliche Cromañón, deberá seguir preso, ya que le rechazaron un pedido para acceder a una prisión domiciliaria porque está casi ciego.

El Tribunal Oral en lo Criminal 24 consideró que su diabetes y el grave problema en la vista que padece «pueden ser –y lo son actualmente– tratados adecuadamente en su lugar de alojamiento en el Módulo IV del Complejo Penitenciario II de Marcos Paz».

Díaz cumple una pena de ocho años de cárcel por los delitos de «estrago culposo y cohecho pasivo», ya que en el juicio oral se dio por acreditado que recibía coimas para no controlar el boliche Cromañón, donde en 2004 murieron 194 personas en un incendio.

El expolicía tiene diabetes, está ciego del ojo izquierdo y sufre un severo límite en el derecho.

Por esas razones, su abogado solicitó al TOC 24 que le concedan un arresto domiciliario para estar más cerca de un instituto privado de la Capital Federal al que debió ser trasladado desde el penal en varias oportunidades.

“Sin dejar de considerar que ha perdido completamente la visión de su ojo izquierdo y sin posibilidad de recuperarla, lo cierto es que actualmente su campo visual con el ojo derecho, si bien limitado, le permite realizar los movimientos básicos de la vida rutinaria en el ambiente carcelario como para desenvolverse mínimamente en forma autosuficiente”, sostuvieron los jueces Marcelo Alvero, María Maiza y Raúl Llanos.

Tal como lo había sostenido el fiscal Jorge López Lecube, que dictaminó rechazar el planteo, afirmaron que en la cárcel cuenta con los medios para ser tratado y le indicaron al director de la unidad que «se encuentra autorizado el traslado extramuros de Carlos Rubén Díaz las veces que sea necesario y en cualquier horario» para ser atendido en su clínica privada.