Domingo 14 de Julio de 2024

OTRA ARREPENTIDA TRAS EL PROGRAMA DE LANATA, MIRIAM QUIROGA. LA DECLARACION

Publicado: 04-08-2013

untitled

Miriam Quiroga no ratificó nada de lo que parecía ser una seria denuncia en el programa de Lanata.  Al contrario, dijo que no le consta que Daniel Muñoz llevaba bolsos Nunca vio dinero y que todo lo hizo por publicitar su libro, ya que necesitaba dinero para sobrevivir.

Uno de los momentos más interesantes de las declaraciones de Miriam Quiroga, fue cuando le preguntaron cómo decidió llegar a Jorge Lanata, para relatar lo que supuestamente sabía del entramado de corrupción oficial. En este punto Miriam Quiroga expresó que lo hizo por una cuestión de seguridad ya que sabía que la SIDE la seguía.

Por este motivo, dijo, se comunicó con el periodista Eduardo Zanini de Caleta Olivia, con quien determinó que lo más conveniente era dar ese reportaje, dado que ya pensaba editar un libro y eso la ayudaría a darle difusión a la idea; Zanini, entonces, la conectó con Ftiz Patrick, también periodista del staff de Lanata, en cuyo domicilio se hizo la entrevista.

Cuenta el oficio de la declarante, que 48 horas después del programa PPT, donde apareciera Quiroga, la editorial se comunicó con Zanini y rápidamente firmaron el contrato. La ex Secretaria de NK reconoció, además, que en el libro el relato se hizo en primera persona y que el reportaje fue una estrategia para apurar la edición, pues hasta el momento “la tenían dando vueltas” y que hoy, esa edición, es su única fuente de ingreso. También dijo que no recibió ningún dinero, por la entrevista con PPT.

En cuanto a la participación que tuvo ella en la formulación de las notas que hizo la Revista Noticias, el documento expresa, a instancia de la declarante: “contestó que conoce las notas, que se trata de cosas descolgadas, que nada se relaciona con lo aquí ventilado y que se trató de crear un efecto con lo que pudiera causar la tapa y nada más”.

Quiroga también dijo desconocer la relación de Daniel Muñoz con las empresas que fueron denunciadas como de su pertenencia y expresó que de todas las declaraciones efectuadas en el Juzgado Federal Nº 10, en las entrevistas o en la declaración ante los Fiscales, guardaba constancia y pruebas, expresó que no le quedaron registros y que hay información contenida en su computadora, la cual tuvo que vender por razones económicas, pero al trasladar esa información a un DVD, éste se ha mezclado con algunas pertenencias en las distintas mudanzas y no puede hallarlo. Con respecto a los “cuadernos”, cuyo misterio se amplificó a través de la prensa, explicó que los tenía, pero “solo eran anotaciones de entrada y salida y movimiento de rutina de personas

En cuanto a la fortuna de Daniel Muñoz, otros de los elementos en discusión, luego del programa periodístico, dijo que lo conoce del año 2000 cuando llegó de Caleta Olivia a Gallegos. En ese momento Muñoz estaba casado con una mujer de nombre de pila Milena y tenían 3 hijos. Sobre las propiedades de Muñoz dijo que se enteró allí por el 2005 o 2006 que el entonces secretario presidencial le comentó haber comprado una casa en el barrio Saavedra.

En otro tramo del cuestionario, le preguntaron puntualmente en qué ocasión Muñoz le hizo el comentario de la existencia de los bolsos con dinero. Ratificó lo dicho en el programa de Jorge Lanata “el suceso fue en el área verde presidencial y ocurrió a la tarde, tarde noche. Ingresa Daniel Muñoz a su despacho, mientras estaba sola, portando un bolso, observando que se trataba de un bolso que le habían regalado al presidente, confeccionado en cuero marrón, del tipo de mano, de viaje (no era una valija) y sin bien no pudo establecer la marca, se advertían que era de muy buena calidad” expresa el expediente.

Ese bolso se lo había regalado a NK la señora Lilian Fernández viuda de Rico, luego que el presidente le realizara un homenaje post mortem a su marido, víctima de asesinato por parte de la Triple A. En aquel momento la viuda Lilian Fernández le hizo ese regalo a Kirchner en reconocimiento por las gestiones que hizo el presidente para que el hijo Martín Rico, abogado, ingresara a la Secretaría de DDHH.

“Muñoz ingresó, generalmente no tenía muy buen genio y le dijo “mirá, agarralo”, refiriéndose al bolso ¿Querés ver cuánto pesa? – dice que le preguntó Muñoz – “yo lo agarro sin preguntar, el bolso era realmente pesado, pero no lo abrí yo ni tampoco lo abrió Muñoz”.

Quiroga entonces cuenta que el Secretario le dijo “Acá hay mucha plata; son verdes”, relata Quiroga que le advirtió Muñoz, cosa que el llamó la atención porque era muy reservado. Por este motivo explicó la mujer que le dijo en chiste “Bueno, dame algunos que me hacen falta” y Muñoz le replicó “no, porque están muy bien contados por el jefe”, refiriéndose al entonces presidente. Dicho esto, se fue a su despacho llevándose el bolso.

Sobre si Muñoz le dijo algo acerca del origen del dinero, Quiroga respondió “No, no dijo nada al respecto, solo que el bolso iba para Santa Cruz”, detalla su declaración. Luego Quiroga hace una aclaración en la cual señala que “no era extraño ver a Muñoz con bolsos, incluso cargando cosas o efectos personales del ex presidente, tales como carpetas, remedios, regalos…”

Puntualmente cuando le preguntaron si en alguna oportunidad vio a alguna persona cargar bolsos con dinero u otros valores, Miriam dijo que no vio que se guardara dinero ni otro tipo de valor dentro de estos equipajes.

Los abogados actuantes le solicitaron que dijera si había visto a algún otro funcionario, en actitud de traslado de dinero y Quiroga argumentó que “solo a Ricardo Jaime lo vi portando un portafolio, pero quiero aclarar que no me consta qué llevaba en su interior, sí que era habitué del despacho presidencial, por sus funciones en el área de gobierno”.